jueves, 13 de mayo de 2010

EN LO ACADÉMICO CASI ACABAMOS

Si Dios quiere, el día de mañana será mi último dia de clases en el Seminario. Ya no volveré a las aulas, por lo menos no como seminarista. Lo que se aprendió aquí, se aprendió; lo que no pues ya veré la manera de remediarlo. El camino se va estrechando cada vez más, y el fin de mi formación sacerdotal inicial toca su fin. Diez intensos años de estudio (en el área académica) en los pude conocer muchísimas cosas, decenas de maestros, miles de exámenes, muchas dudas resueltas y otras que han resucitado. Este es uno de los acontecimientos que no se pueden abarcar en un solo vistazo. Tengo mucho que meditar y agradecer.

La falta de internet y no la falta de voluntad han hecho que durante esta semana no publicara posts. No hay nada peor que una laptop que te falle y una conexión tan limitada. Ni modo seguiré haciendo mi mejor esfuerzo.

Estoy contento por que uno de los blogs que más me gustan, El Blog de Heráldica de Don José Juan Carrión Rangel, ha retornado a la blogosfera. Le he escrito felicitándolo y poco antes de la publicación de este post me ha contestado. Es un gran maestro del arte heráldico, es decir de la ciencia de los escudos de armas, un arte que me ha gustado desde mi más tierna adolescencia. En horabuena Don José Juan y gracias por su amistad.