viernes, 1 de enero de 2010

PRIMER DÍA DEL 2010

Este es mi primer entrada del año 2010...
y no he querido perder la oportunidad de escribir antes de que termine el primer día de este año nuevo. Hace casi 24 horas iniciamos la segunda década del tercer milenio. Lo que me hizo pensar en esto es que en mi cuarto tengo pegado en la pared un cartel del Gran Jubileo del año 2000.
Particularmente me es muy significativa esta primera década del tercer milenio, son diez años que han cambiado radicalmente mi vida.

Son los diez años en los que he vivido en el seminario. Inicié junto con otros 77 hermanos seminaristas mi formación inicial sacerdotal, en el año del jubileo, en el año 2000. Y ahora a casi diez años de haber iniciado esta aventura, (por que entregar la vida por Dios y por su Iglesia, créanme es una verdadera aventura) solo quedamos 19 seminaristas de aquellos 77 que iniciamos.

Iniciamos en el año jubilar por los 2000 años del nacimiento de Cristo, y terminaremos (yo y mis hermanos seminaristas) nuestra formación (al menos dentro del seminario) en el año jubilar sacerdotal por los 150 años del encuentro del Santo Cura de Ars con el Padre eterno.

Deo Gratias!